¿Pelucas para quimio o turbantes oncológicos? Te aclaramos todas las dudas

separador
peluca oncologica

En Natura Hair Systems somos expertos en ofrecer la solución capilar perfecta para cada tipo de alteración del cuero cabelludo o enfermedad relacionada con la caída del cabello.

Si algo nos caracteriza en nuestros más de 50 años de historia es nuestra capacidad y esfuerzo para garantizar una solución estética personalizada para cada cliente.

En el artículo de hoy nos vamos a centrar precisamente en el caso particular de una nuestras clientas, de quien no vamos a revelar su nombre real. Simplemente diremos que se trata de Eugenia M.

Eugenia M. tenía 43 años cuando vino por primera a ver a nuestra fábrica de pelucas en la Calle Xaudaró, 30. Casada, madre de dos niños pequeños y con una vida laboral súper ajetreada, trabajaba como responsable del área de negocio de una gran empresa multinacional. Todo en su vida llevaba un ritmo normal hasta que, de repente, le diagnosticaron cáncer de mama.

Eugenia M. vino a Natura con el tiempo suficiente para poder elegir su peluca para quimioterapia. Sin embargo, a las pocas semanas de aquella visita, vino de nuevo para pedirnos un turbante oncológico. No es la primera vez que ocurre que un paciente que sufre los efectos de la quimioterapia encuentra tanto en las pelucas de quimioterapia como en los turbantes oncológicos dos soluciones complementarias para un mismo problema.

Y de eso, aprovechando el caso personal de Eugenia M., vamos a hablar en el post de hoy.

Sigue leyendo porque a través de su historia te vamos a contar por qué elegir una peluca para quimioterapia junto con un turbante oncológico es tu mejor opción.

Peluca para quimio y turbante oncológico. Dos perfectos complementarios

turbantes para pelo permanente

Hemos querido hablar con Eugenia M. para que nos cuente cómo vivió la enfermedad del cáncer de mama en primera persona. Sabemos que historias de superación como la suya son fuerza y aliento para otras personas que acaban de conocer que padecen esta horrible enfermedad. Desde aquí, nuestro más sincero agradecimiento a Eugenia por abrirnos su corazón.

“ A primeros de agosto, coincidiendo con el principio de las vacaciones de verano decidí hacerme una revisión ginecológica rutinaria, esas que nos solemos hacer todas las mujeres una vez al año y en la que te miran de todo”, nos cuenta ella misma.

“Al haber superado ya la barrera de los 40, mi ginecólogo decidió hacerme una mamografía y una eco. Sin embargo, algo no salió bien. El médico vio algo raro y, en aquel momento y sin que yo estuviera preparada, decidió hacerme una biopsia. Sacarían una pequeña muestra de la masa con una jeringa y no me dolería en absoluto. Sentí un pequeño escalofrío antes de empezar, pero aún así tenía la esperanza que sólo fuera un quiste”, confiesa Eugenia M.

“Ahora mismo no puedo sino agradecer a aquel médico por actuar tan rápido. 20 días después se confirmó lo peor: tenía un carcinoma en la mama izquierda. Era el 7 de agosto de 2017”.

La historia de Eugenia M. es una de las muchísimas historias que, como especialistas en la caída del cabello por tratamientos de quimioterapia, hemos escuchado cuando tratamos a pacientes en nuestras cabinas individuales privadas.

“Cuando te cae una noticia así no sabes que hacer, todo tu mundo se desmorona. En aquel momento solo pensaba en mis dos niñas, en qué haría con el trabajo, no sabía si me tendría que dar quimio, si me tendrían que reconstruir el pecho o no… De repente te sientes completamente vulnerable y sola. Me aferré mucho al apoyo de mi marido y supe que juntos lo superaríamos todo. Paso a paso.”

Lo fundamental para sobrellevar esta enfermedad además del apoyo de todos los que te rodean, es confiar en tu médico y también en todos los profesionales que te vas a encontrar por el camino. Por eso, cuando empecé a perder el pelo decidí actuar casi tan rápido como aquel médico que me salvó la vida. Fue cuando conocí a los expertos de Natura Hair Systems”.

En un post que escribimos en el blog de Natura acerca de cuándo adquirir una peluca de quimioterapia, hablábamos de la importancia de tener tu peluca oncológica lista unas 2 ó 3 semanas aproximadamente antes de empezar con el primer ciclo de quimio.

Eso fue lo que hizo Eugenia M. Vino a vernos con tiempo y la pudimos acompañar en todo el proceso. Primero cortamos su melena para ir adaptándola poco a poco a su nueva imagen. En ese momento elegimos su peluca para quimioterapia para lograr que se asemejara lo máximo posible al color de su cabello natural.

Eugenia M. había leído que los ciclos de quimio dejaban el cuerpo muy débil, por lo que optó por una peluca de pelo corto de fibra sintética en su mismo tono de pelo. Así siempre estaría peinada y se ahorraría las molestias de tener que arreglarla a diario. Además, al ser de pelo cortito las fibras se dañarían menos y la peluca oncológica duraría más.

Aquel día Eugenia M se marchó feliz con su peluca para quimioterapia.

¿Qué pasó después? Que se dio cuenta de que necesitaba un complemento para su peluca. Necesitaba de algo para esos momentos en los que no quieres llevar peluca porque estás cómoda en casa, porque no puedes dormir con peluca y te apetece dormir con algo que no deje escapar tu calor corporal por la cabeza, porque en ocasiones te apetece cambiar de look…

Fue entonces cuando se dio cuenta de que su respuesta estaba en los turbantes oncológicos. Y cuando se preguntó dónde comprar pañuelos oncológicos de la mejor calidad lo tuvo claro: en Natura Hair Systems.

Eugenia M. descubrió que peluca oncológica y pañuelo oncológico son las dos caras de una misma moneda. Y que los beneficios de tener ambos son muchísimos:

  • Porque la peluca durará más al alternarla con el uso de un turbante.
  • Porque puedes dormir con pañuelo mientras que con peluca no.
  • Porque es cómodo para estar por casa o hacer deporte.
  • Porque es un complemento de moda.

“No sé como no me di cuenta antes, pero al final hasta me encontraba más favorecida con pañuelo. Al principio compré un pañuelo negro y otro gris. Pero luego estuve mirando más turbantes oncológicos online y en la web de Natura me hice con varios de distintos colores y estampados. Saqué muchísimo partido a mi belleza. ¡Se convirtieron en mi seña de identidad!, nos cuenta Eugenia M.

No te pierdas la siguiente entrega de este post porque seguiremos hablando largo y tendido sobre las características y los múltiples beneficios de los pañuelos oncológicos. Así como dónde comprar turbantes oncológicos con las mejores garantías.

¡Gracias de nuevo a Eugenia M. por servirnos de inspiración en este post!

Continuará…

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario